8 de septiembre de 2013

Milhojas de berenjena con salmorejo cordobés


Un día escuchando un programa de radio , la dueña de un bar de Córdoba, comentaba que era la tapa más demandada en su local y explico muy por encima la preparación de la berenjena con salmorejo.
Ni que decir tiene que me ha gustado tanto que quiero compartirla con todos vosotros, seguramente para muchos no será una receta novedosa, pero para mi aparte de novedosa es espectacular.
Cumple varios de los requisitos para que una receta sea buena, esta riquísimo, es barata y sana, sanísima, con una cantidad importante de las vitaminas que nos aporta la verdura fresca.


 INGREDIENTES
2 berenjenas
2 huevos cocidos (tamaño L)
SALMOREJO 
2 dientes de ajo
1 kg. de tomates maduros
sal
200 gr. aprox. de miga de pan (la mía mojada en agua)
30 gr. de vinagre (el mio de jerez)
150 gr. de aceite de oliva virgen extra


 PREPARACIÓN
Ponemos en el vaso de la batidora todos los ingredientes del salmorejo.
Trituramos:
2 minutos
velocidad progresiva 5-10
Lo guardamos en el frigo.

Lavamos y secamos bien la berenjena. La troceamos en láminas, el grosor depende del gusto de cada uno, a mi particularmente no me gustan demasiado finas.

Las ponemos extendidas sobre una bandeja con papel de cocina debajo. Las salamos ligeramente y dejamos que suelten el agua durante 1/2 hora mas o menos. Pasado el tiempo, secamos la lonchas de berenjena con papel de cocina.

Salamos y pasamos por harina, impregnándolas completamente con una ligera capa.
Las freímos en abundante aceite caliente. Sacamos sobre papel absorbente.

Mi método es el siguiente:
En una bolsa de congelar, pongo un par de cucharadas de harina, meto las lonchas de berenjena, cierro la abertura de la bolsa con una par de vueltas, procurando que quede inflada de aire, la agito bien y lo que tengamos en su interior se cubrirá con una fina capa de harina. Método fácil y sin poner toda la cocina blanca de harina. Yo lo utilizo para cualquier rebozado.
Cocemos un par de huevos. Cuando estén fríos los pelamos y rallamos con un rallador de corte grueso. Reservamos.
Método para cocer los huevos.
En un cazo ponemos los huevos los cubrimos con agua fría y ponemos al fuego. Cuando el agua comience a hervir, tapamos el cazo y retiramos del fuego. Los mantenemos dentro del agua 20 minutos justos. Sacamos del agua enfriamos bajo el chorro de agua fría y listos para consumir.
En cuanto al montaje de la tapa, en las fotos se ve mi forma de presentarla. Seguro que a cada uno se nos ocurre una forma diferente de presentarla.
Seguramente os sobrará salmorejo, con unas virutas de jamón serrano y huevo duro picado es un primer plato estupendo. Si os resulta demasiado espeso para comer con cuchara, se le añade un poco de agua fría y listo.


Espero que os guste mi propuesta de Berenjena con salmorejo cordobés.
Con esta receta participo en el concurso organizado para Fitur por Andalucía entre fogones.



14 comentarios:

  1. Pues aunque te parezca increible no conocía esta receta y me parece muy rica y llena de vitaminas. Besos.

    ResponderEliminar
  2. Que rico! Ayyyyyyyyyyyyyy el día uqe encuentre yo la forma de hacer salmorejo sin pan para que engorde menos! Me voy a poner morá :)

    ResponderEliminar
  3. Pues ya somos dos las que no leemos demasiado el librito y está ahí en la estantería durmiendo el sueño de los justos. Seguro que me gusta porque me encanta la berenjena y este año reconozco que no la he utilizado mucho. Las fotos hablan solas. A ver si la hago
    Un besote y buena semana

    ResponderEliminar
  4. Como buena cordobesa adoro el salmorejo.
    Las berejenas fritas me encantan y como tengo muchas en mi huerto y muchísimos tomates, es frecuente en nuestra mesa esa combinación, pero nos gustan comerlas juntas, pero no revueltas, con el salmorejo.
    Sea como sea, es una buenísima receta.

    ResponderEliminar
  5. yo tengo una receta parecida para publicar, no es en timbal pero también es de berenjena y salmorejo, no sé de donde la saqué, lo tengo apuntado, nos encantó la verdad
    a ver si la publico...

    ResponderEliminar
  6. Me encanta esta combinación,no me extraña que sea de las tapas más demandadas porque estan requetebuenas

    ResponderEliminar
  7. una receta genial! tiene que estar impresionante, vaya pinta! buenisimoo

    ResponderEliminar
  8. madre mia tiene una pintaza impresionante, con lo que me gustan las dos cosas por separado, mezclado tiene que ser la caña, no dudes que lo probaré, y gracias por compartirla :) un besuco

    ResponderEliminar
  9. Qué rico ese salmorejo. Qué buen sabor de boca le dejó a la señora Merkel en mi casa, ¿te acuerdas? Je je je. Y en tu caso, con berenjena, una de mis hortalizas favoritas.

    Oye, la idea de rebozar en harina la lonchas de berenjenas me parece muy buena. Había leído de una similar, pero sin hinchar la bolsa de aire. Y lo bueno es que no se te llenan los dedos de los pegotillos de harina, ¿verdad?

    Un beso y feliz semana.

    ResponderEliminar
  10. que receta más origianl!
    es la primera vez que la veo y la verdad es que me llama la atencion, es una combinacion que creo que me encantaria. gracias por la receta..un besico

    ResponderEliminar
  11. Me gusta mucho las berenjenas frita con el salmorejo y este plato te ha quedado muy original me encanta besos

    ResponderEliminar
  12. Me encantan, qué delicia!! Un abrazo, Clara.

    ResponderEliminar
  13. Cuántas recetas pasamos de largo y, al cabo de un tiempo, nos damos cuenta de ellas al volver a leer esos libros de cocina que todas tenemos. A mi me pasa a menudo. Supongo que va con los gustos del momento, cosa que cambia con el tiempo. Y lo que hace tiempo no nos gustaba ni nos atraía, ahora se ha colocado en lo más alto de la lista de preferidos.

    Yo si he reparado en este pincho pero no lo he preparado nunca y es que en casa son poco de salmorejo, gazpacho, etc. Así que yo tiro por otros derroteros a la hora de cocinar verduras. Pero me encantaría, estoy segura.

    Ese método de cocer huevos también lo uso yo y es fabuloso. Se ahorra energía y los huevos quedan perfectos con una yema amarilla sin cerco verde que da gusto mirar...y morder !!!

    Bss

    ResponderEliminar
  14. Muy buenas Rosalía, pasaba por aquí para saludarte.

    Me llevo tu receta pero para cambiarla por calabacín, porque la berenjena no me gusta. Besos

    ResponderEliminar

Gracias por visitar mi cocina.
Si quieres comentarme algo de la receta, este es el espacio indicado para hacerlo, tus comentarios dan vida a este blog.
No siempre tengo tengo tiempo para contestarte, pero agradezco y leo cada una de tus palabras.
Muy a mi pesar, este blog no participa en cadenas de premios. Si has pensado en mi para concederme uno, te lo agradezco igualmente, pero la mecánica de este tipo de premios, requiere un tiempo de dedicación que no puedo permitirme.