4 de abril de 2016

Ajos confitados #ReciclandoSabores


Este post es el resultado de mi buena obra del día y más que un aprovechamiento o reciclaje se trata de una forma de conservación.

Para poneros en antecedentes os contaré la pequeña historia que precede a la preparación de la receta.

Cada día cuando salgo de casa, en la esquina de mi calle hay una señora que nos ofrece unas bolsas de ajos por un 1€.

Ella grita su mercancía por si alguien pasa por su lado y no se fija que vende ajos y cebollas.
- Un leuro, niñaaaa, ajos y cebollas por un leuro!!!!!!!!!!!!!

Así todos los días haga frío o calor, con su caja de cartón a modo de improvisado mostrador y su silla plegable, que ya lo pasa mal la mujer para encima estar de pie las horas que se tira en la esquina.

La semana pasada, yo iba al mercado para hacer la compra, vi a la señora y pasé de largo camino del mercado.

De vuelta a casa con mi carro cargado de compra, incluido 1/2 kilo de ajos. Ya desde el principio de la calle se oía vociferar su mercancía a la buena mujer.

El caso es que me paré y compre una bolsa de ajos y otra de cebollas, total 2€. Como imaginaréis esta mujer no vende mercancía de la mejor calidad del mundo, pero en fin, el gasto es mínimo y me sentí bien al realizar mi buena obra del día.

Llegar a casa, encontrarte con 1 kg de ajos y pensar una forma de conservarlos, fue todo uno.

Confitar es una manera de conservación, que no nos engañemos, es un poco complicada de hacer en casa.
Hay que controlar muy bien la temperatura del aceite ( no supere los 65º) para que no se fría el producto, por lo que probé con un baño maría, en el que el aceite nunca alcanzará grandes temperaturas, por probar tampoco perdía mucho.

Solo deciros que ha sido un éxito total, el ajo queda perfectamente confitado y se puede utilizar para cualquier receta en la que necesitemos usar ajo. Con sabor suave y una textura melosa, casi como mantequilla.


INGREDIENTES

Dientes de ajo pelados
Aceite de Oliva Virgen Extra

PREPARACIÓN

Primero preparamos los dientes de ajo. Simplemente, los pelamos y si tienen manchas cortamos la parte dañada.

Introducimos los dientes de ajo en un tarro esterilizado de cristal, llenamos con AOVE, hasta cubrir los ajos y cerramos el tarro.

Elegimos una cacerola o cazo de tamaño adecuado para que nos entre el tarro y no sobresalga por la boca del recipiente.
Llenamos de agua y ponemos en la base algo que nos sirva para que el tarro no toque directamente el fondo del cazo. Yo utilicé un corta pastas metálico.

Colocamos sobre el corta pastas el tarro con los ajos y bien cerrado. Procurando que el nivel de agua quede uno o dos centímetros por debajo de la tapa.

Ponemos el cazo al fuego y llevamos a ebullición. Cuando el agua comience a hervir, bajamos el fuego al mínimo y dejamos cocer al baño maría durante 30 minutos.

Pasado el tiempo, apagamos el fuego y dejamos enfriar dentro del agua.

Listos unos ajos confitados, de forma limpia y sin complicaciones.


NOTAS
*El tarro que yo utilicé es de mermelada de tamaño medio.

*Para esterilizar los tarros de cristal, solo los lavamos bien lavados, escurrimos el exceso de agua ( sin secar del todo) y los metemos al micro a máxima potencia durante 2 minutos.


http://www.rossgastronomica.com/2014/02/reciclando-sabores.html

11 comentarios:

  1. Hola Rosalía. Me viene genial la recets porque hace tiempo que quería confitar ajos. Siempre da pereza pelarlos. Tengo en el blog yns receta de pasta de ajo por si te hsn sobrado.
    Es

    ResponderEliminar
  2. Hola Rosalía, en mi casa siempre hay ajos y esta receta me viene genial, a veces se me estropean, y así confitados son muy facil de usar.
    Muchas gracias por tus recetas, siempre aprendo mucho contigo.
    Besinos
    El toque de Belén

    ResponderEliminar
  3. Esa señora debe turnarse con la esquina de mi calle... un leurooooooooooooooooooo niñas ajos un leurooooooooooooooooo jejejeje yo no le compro, si te soy sincera, me los suelo traer de mi tierra, y casi nunca los pongo a conservar, esto lo hacía siempre mi padre, lo de tener su botecito de ajos confitados.

    ResponderEliminar
  4. Excelente receta de una excelente persona, gracias Rosalía, dice mucho de como eres y además te la copio seguro. bssss

    ResponderEliminar
  5. Menudo recetón! Qué cómodo tener ya los ajos preparados para tantas recetas que le añado. No conocía esa forma de confitar, la pondré en práctica!! Y esterilizar los tarros en el micro ¡ideal! Con tu permiso te la copio ¡Abrazos!

    ResponderEliminar
  6. Hola, un reciclaje de los más práctico, pues me ocurre que siempre me sobran ajos y lo hago porque me sabe fatal tenerlos que tirar, un beso ;)

    ResponderEliminar
  7. La señora de los ajos es parte del mobiliario urbano de toda ciudad española. Ajos, cebollas y naranjas. Y aquí, en los alrededores del mercado, siempre venden a voz en grito tagarninas, higos chumbos y espárragos.
    Apunto el truco del baño maria, así es más fácil de controlar.

    ResponderEliminar
  8. Seguro que por 1 euro no serian unos ajos muy buenos pero seguro que si son ricos ,tengo una amiga que trabajo en una fruteria y siempre me dice que es mejor comprar las frutas y verduras que son mas pequeñas y no tienen tan buen aspecto como el restop que parecen de revista pues esas no estan tratadas y son las mas ricas , y esa señora seguro que compra esos ajos que por su tamaño o aspecto no quieren en las fruterias,pero lo mejor es que le has ayudado a ganarse unos euros.
    Llevo desde el año pasado queriendo hacer asi los ajos desde que vi la receta en una revista de Thermomix pero tenia mis dudas de si les sacaria partido asi que voy a tener que hacerlos por que ha sido ver tu foto y terminar de convencerme.
    Bicos mil wapa.

    ResponderEliminar
  9. Creo que voy a empezar a confitar ajos, prefiero ponerme a pelar un kilo un día que empezar a pelar cuando estoy cocinando, je je. Aunque me fio poco de los que venden en la calle.

    Bss

    Elenea

    ResponderEliminar
  10. Una estupenda idea que somos muchas las que la vamos a seguir, yo desde luego me apunto, bssss.

    ResponderEliminar
  11. Has hecho una buena obra y de paso una buena receta... te das cuenta lo que vale ser buena gente!
    Llevo años queriendo hacerlos, para alguna preparaciones están muy bien, porque tienen un sabor más suave... tengo que animarme, porque quiero probarlos.
    Biquiños

    ResponderEliminar

Gracias por visitar mi cocina.
Si quieres comentarme algo de la receta, este es el espacio indicado para hacerlo, tus comentarios dan vida a este blog.
No siempre tengo tengo tiempo para contestarte, pero agradezco y leo cada una de tus palabras.
Muy a mi pesar, este blog no participa en cadenas de premios. Si has pensado en mi para concederme uno, te lo agradezco igualmente, pero la mecánica de este tipo de premios, requiere un tiempo de dedicación que no puedo permitirme.