19 de abril de 2017

Montadito de Carrileras de cerdo #ProyectoRoca


El libro LAS MEJORES RECETAS DE MI MADRE, ya está casi finiquitado. Hemos puesto imagen a la gran mayoría de las recetas que Joan Roca recopila en este libro, dedicado a la cocina más tradicional que sale de los fogones de su madre.

Es más no se si esta será la última publicación o rascaremos un poco más entre las pocas recetas que quedan sin poner imagen.

Hoy la elección de corre a cargo de Beatriz, desde 2 MANDARINAS EN MI COCINA, nos invita a cocinar una receta de las más tradicionales que tenemos en la gastronomía española.

Doña Monserrat ( madre del clan Roca), cocina las carrilleras de cerdo al horno, con verduras, vino blanco y el indispensable Aceite de Oliva.

Yo por mi parte a la hora de copiar o reproducir recetas de otros, intento dar una vuelta a la receta original y en este caso, interpretar y modernizar una receta tan tradicional como es la que nos ocupa en este momento.

La mayoría de nosotros, a los que nos gusta la cocina y además publicamos recetas por medio de un blog, seguramente hemos cocinado carrilleras de cerdo de la manera más tradicional. 

Por esta razón me he atrevido a cambiar un poco la preparación de la receta y presentar el plato en formato tapa. No solo podemos disfrutar de unas tiernas y jugosas carrilleras de cerdo como plato fuerte y principal. 
El formato pincho, está muy de moda y además a mi me encanta ir de tapeo y probar varios de estos pequeños bocados.

Un buen vino, una copa helada de cerveza y os aseguro que este pincho alzará a la gloria a los paladares más exquisitos.



INGREDIENTES
500 gr. de carrilleras de cerdo
Agua
Aceite de oliva
1 zanahoria
1 puerro
1/2 cebolla
1 diente de ajo
2 cucharadas de pulpa de tomate
1/2 vaso de vino blanco
Caldo de cocer las carrilleras
Una nuez de mantequilla
Obleas de empanadillas
Lonchas de jamón serrano
Piel frita de calabacín para decorar
Pimienta negra recién molida



PREPARACIÓN
Ponemos un poco de agua con sal, en la olla exprés ( la mía rápida ).
Introducimos las carrilleras de cerdo, cerramos la olla. Cuando suban los anillos y la olla alcance la máxima presión. Bajamos el fuego al mínimo y contamos 25 minutos.

Pasado el tiempo, retiramos la olla de la fuente de calor y dejamos que baje la presión. Abrimos la olla, sacamos las carrilleras de cerdo y colamos el caldo. Reservamos ambas cosas por separado.

Mientras en una sartén, pochamos las verduras que previamente hemos troceado.

Una vez tengamos las verduras pochadas, incorporamos el vino blanco, dejamos que evapore el alcohol.

Añadimos el caldo de cocer las carrileras, llevamos a ebullición y dejamos cocer 30 minutos sin tapar. Queremos que vapore el caldo y se concentren los sabores.

Pasado el tiempo de cocción, tamizamos la salsa. Las verduras ya han cumplido su función de dar sabor.

Colocamos la salsa en una cacerola y ponemos a hervir a fuego suave. Cuando lleve un par de minutos cociendo, apartamos del fuego, incorporamos la nuez de mantequilla y balanceamos la cacerola con movimientos circulares, hasta que la mantequilla se disuelva e integre en la salsa.
conseguiremos una salsa espesa y brillante. Reservamos.

Montaje de la tapa de carrilleras de cerdo.

Freímos en abundante aceite las obleas de empanadilla. Dejamos sobre papel absorbente.

En una sartén con una gota de aceite, marcamos las carrileras por las dos caras y las lonchas de jamón serrano.

Colocamos en cada oblea, una loncha crujiente de jamón serrano, dos carrilleras, regamos con la salsa y decoramos con piel de calabacín frita. Espolvoreamos con pimienta negra recién molida.

VERSIÓN DE LAS CARRILLERAS AL HORNO DE MIS COMPAÑERAS EN EL 
 #PROYECTOROCA

MARGA - ACIBECHERIA

ROSA MARÍA - UN TOQUE DE CANELA

CRISTINA - COMEMOS A LAS 3








9 comentarios:

  1. Muy buena idea Rosalía! La creatividad es un punto en la cocina :) Y si el resultado esta así de bueno como tu montadito... no hay duda que vale la pena renovarse.
    Un abrazo y feliz día!
    Dolors
    P.S - te dejo mi enlace así no tienes que ir a buscarlo al Facebook :D http://bruixesalacuina.blogspot.ch/2017/04/galtes-de-porc-al-forn-projecte-roca.html?m=1

    ResponderEliminar
  2. Esto no es una tapa, esto es un platazo de lujo total, me apunto a catar cuando quieras ;)

    Besitos miles

    ResponderEliminar
  3. Pues me da que quedan muy bien las carrilleras en montaditos! Además es una idea estupenda de cara al buen tiempo que un montadito con una caña siempre apetece :o)
    Quedan unas cuantas recetas todavía no?! Sin mencionar las con caracoles jejeje
    Besos guapa, y a por la próxima!
    Palmira

    ResponderEliminar
  4. Opino como Margarita, de tapa nada, y sí un gran platazo, yo también me apunto, jejeje !!!
    Mil besos
    Rosa

    ResponderEliminar
  5. Me ha encantado el detalle de las obleas y el calabacin frito! Un toque personal que te hace cada día más grande! Enhorabuena Rosalía! Un beso grande y a por el próximo reto

    ResponderEliminar
  6. UUUUaaaaaa! Impresionante montadito! Se me ha hecho la boca agua....
    Besos,
    Olga

    ResponderEliminar
  7. Menudos montaditos te has marcado, estoy segura que a esta receta en tu casa no le hicieron ascos, o me equivoco, mira que yo no lo dudo para nada en absoluto, ahora a por la siguiente receta, que aunque ya hay pocas para elegir todavía se puede rascar alguna del libro, jejeje, besos
    Sofía

    ResponderEliminar
  8. Menuda vuelta rica que le has dado a las carrilleras! todo un lujo. Mil besos. Ahora te toca elegir a tí ;D

    ResponderEliminar
  9. Tus versiones ya sabes que me encantan! Haces de cualquier cosa una tapa y ¡¡que tapa!! me comería una ahora mismo, seguro que a este plato en tu casa no han puesto reparos ¿a que no?
    Besos
    Nieves

    ResponderEliminar

Gracias por visitar mi cocina.
Si quieres comentarme algo de la receta, este es el espacio indicado para hacerlo, tus comentarios dan vida a este blog.
No siempre tengo tengo tiempo para contestarte, pero agradezco y leo cada una de tus palabras.
Muy a mi pesar, este blog no participa en cadenas de premios. Si has pensado en mi para concederme uno, te lo agradezco igualmente, pero la mecánica de este tipo de premios, requiere un tiempo de dedicación que no puedo permitirme.