Mejillones Gallegos con gabardina y salsa allada

Cómo hacer Mejillones Gallegos con gabardina y salsa allada

Tercer domingo de mes y toca realizar nuestro habitual "viaje virtual gastronómico" para el Reto Cocinas del Mundo.

Por fin en esta ocasión nos quedamos en España, porque hay que promocionar el turismo nacional y porque nos encontramos en la "G" del abecedario. 

Sea por la razón que sea, las chicas de La cajita de Nieves y Elena han elegido Galicia como lugar de destino y yo personalmente no puedo estar más encantada.

La Covid19 y asuntos familiares, tienen la culpa de que este año no me haya movido de mi provincia y mira que lo echo de menos.

Conozco Galicia, no toda por supuesto, qué ya me gustaría, pero sí gran parte de sus pueblos y ciudades.

Disfrutar de su gastronomía es un placer que va en el paquete del viaje. En cada provincia, ciudad, pueblo o aldea, los gallegos tienen platos y recetas populares estupendas y maravillosas, en la mayoría de los casos elaboradas con productos autóctonos.

Dentro de los productos gallegos, creo que no sería capaz de elegir tan solo uno. Al igual que su extensa gastronomía, no soy capaz de quedarme con un solo plato.

Empanada, merluza, lacón, cocido, pote, pulpo, grelos ..... son platos indispensables y cocinar o degustar esas recetas ancestrales,  hoy en día marcan y diferencian la gastronomía gallega.

Si hay un producto gallego que destaco porque a mi personalmente me encanta, es el MEXILLON DE GALICIA.

Aparte de su excelente sabor y textura. El mejillón gallego es un alimento con bajo contenido en grasas y alto contenido en proteínas, siendo estas proteínas las que contienen alto valor nutricional.

  • 100 gramos de carne de Mejillón de Galicia atesoran un alto contenido en Omega 3.
  • Es fuente natural de vitaminas (B12, riboflavina-B2 y folacina-B9)
  • Es fuente natural de sales minerales (hierro, fósforo, selenio, yodo, potasio y zinc).
  • Con tan sólo consumir 100 gramos de vianda, se cubre el 100% de las cantidades diarias recomendadas de vitamina B12 y de selenio.

Todo estas excelencia se consiguen gracias a la inmensa fuente de nutrientes de las rías gallegas  y caracteriza las propiedades nutritivas del Mejillón de Galicia.

La DOP Mexillón de Galicia está presente en el mercado nacional e internacional a través de más de 100 marcas comerciales autorizadas. 

  • El consumidor final puede escoger entre más de 500 referencias de las diferentes marcas. 
  • Las opciones para gozar del auténtico mejillón de las rías gallegas son variadas. 
  • Fresco, conserva, cocido, congelado, pasteurizado o elaboraciones de 4ª y 5ª gama.

Ya conocemos un poquito más sobre este impresionante producto. Ahora vamos con mi receta gallega.

He fusionado un gran producto cómo lo es el "Mejillón", va vestido con una garbardina super crujiente y para mojar que mejor que con una salsa gallega, popular y muy conocida, "Allada" o ajada en castellano. 

La allada galega (ajada gallega) es una salsa que se sirve caliente sobre verduras hervidas y sobre todo acompañando pescados hechos a la brasa o a la plancha. También se puede presentar en una salsera para que cada uno se sirva la cantidad que quiera.

INGREDIENTES para hacer Mejillones Gallegos con gabardina y salsa allada

1 kg de mejillones gallegos

1 hoja de laurel

Gabardina

110 gr. de harina

10 gr. de maicena

60 gr. de cerveza

10 gr. de agua de los mejillones

2 sobres de gasificante ( 1 blanco y otro morado)

1 huevo

Pizca de sal

Allada

50 ml. Aceite de Oliva Virgen Extra (AOVE)

 3 Dientes de ajo

Pimentón de la Vera Dulce

1 cucharada de Vinagre blanco de vino

150 ml. de Caldo de los mejillones

1 cucharadita de almidón de maíz ( maicena)


ELABORACIÓN
paso a paso de Mejillones Gallegos con gabardina y salsa allada

Paso 1

Limpiar los mejillones bajo el chorro de agua fría, raspando la concha. Yo lo hago con un estropajo de aluminio que tengo reservado para esta tarea.

Una vez limpios los mejillones, ponerlos en una cacerola amplia junto a la hoja de laurel.

Tapar y acercar al fuego.

Hay que estar muy pendientes. En cuanto la cacerola alcance temperatura los mejillones comenzarán a abrirse.

Una vez tengamos todos abiertos, retirar del fuego y dejar atemperar.

Retirar la concha vacía y quitar las barbas que aún están adheridas a los mejillones.

Disponer todos los mejillones sobre una bandeja.

Colar el agua de cocción y reservar.

Paso 2

Salsa Allada (ajada)

Laminar los dientes de ajo.

Poner en frío los ajos laminados con AOVE.

Colocar la sartén al fuego y dejar que los ajos tomen color. Retirar y reservar.

Retirar la sartén del fuego y añadir el pimentón, mezclar y volver a colocar la sartén sobre el fuego.

Disolver un poco de almidón de maíz en el agua de cocción de los mejillones.

Incorporar a la sartén y dejar cocer un par de minutos. 

Añadir el vinagre, mezclar y reservar.

Paso 3

Gabardina

Separar la clara de la yema. Reservar por separado.

Poner en un recipiente: harina, maicena, gasificante, sal, yema de huevo, cerveza y agua de los mejillones.

Batir enérgicamente con varillas manuales.

Montar la clara a punto de nieve.

Mezclar con la masa, poco a poco y con movimientos suaves de abajo hacia arriba.

Tapar con papel film y reservar en la nevera durante 1 hora.

Paso 4

Separar el mejillón de su concha y ensartar cada uno en un palo de brocheta.

Poner sobre papel absorbente para secar los bien los mejillones y que la masa se adhiera bien a ellos.

Fritura

Poner abundante Aceite de Oliva en un cazo pequeño, se trata de conseguir profundidad.

Cuando el aceite esté bien caliente, mojar cada mejillón en la masa y freír hasta que queden con un tono dorado.

Escurrir sobre papel de cocina y servir acompañados con la Salsa allada, no olvidar poner encima las láminas crujientes de ajo, así cada vez que mojemos un mejillón nos llevaremos un poco de ajo que eleva a la máxima potencia el sabor del pincho.


Otra opción para restar calorías, es pasar de vestir con gabardina a los mejillones y servirlos tal cual en su concha y naparlos con la salsa allada.








 

Comentarios

  1. Jo Rosalía, sabes que no puedo probarlos por el gluten y me has puesto los dientes largos, pero la salsa la preparo hoy mismo para un rodaballo que voy a hacer a mediodía.

    Bss

    Elena

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Elena, cambiando la harina de trigo, por harina de arroz, maíz o garbanzos creo que quedarían genial.

      Eliminar
  2. Un aperitivo deluxe total, me encantan!
    un beso

    ResponderEliminar
  3. Que bonito nombre ese de la gabardina envolviendo los mejillones, para mí de ambas maneras me los sirvo muy feliz. Una salsa allada con otro nombre peculiar y un plato maravilloso.
    besos

    ResponderEliminar
  4. Ya te lo dije, te quedaron increíbles. Y me encanta la palabra "allada".

    ResponderEliminar
  5. que pinta y desde luego un plato que a parte de entrar por los ojos de la foma que cuentas todas todos los beneficios que tienen y tu pasion por las denominaciones de origen, no como fritos pero bueno hay veces que podemos hacer alñguna excepción, y mientras llega ese momento de poder salir y seguir conociendo lugares de España disfrutamos en casa de delicias com oesta, pasa un buen día y no olvides sonreir, bss

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Gracias por visitar mi cocina.
Si quieres comentarme algo sobre la receta, este es el espacio indicado para hacerlo, tus comentarios dan vida a este blog.
No siempre tengo tengo tiempo para contestarte, pero agradezco y leo cada una de tus palabras.
Muy a mi pesar, este blog no participa en cadenas de premios. Si has pensado en mi para concederme uno, te lo agradezco igualmente, pero la mecánica de este tipo de premios, requiere un tiempo de dedicación que no puedo permitirme.